El Colegio Oficial de Odontólogos y Estomatólogos de Asturias ofrece servicios para colegiados y ciudadanos como noticias, novedades, acceso a bolsa de empleo o formación.

DÓNDE ESTAMOS

El CODES recuerda que la caries es la enfermedad crónica más frecuente en la infancia

Compartir en las redes
  • Entre los 5 y los 6 años, solamente están tratados 2 de cada 10 dientes temporales cariados.

El Colegio de Odontólogos y Estomatólogos de Asturias (CODES) incide en la importancia de una correcta salud oral en las primeras etapas de la vida para poder garantizar tener una boca sana en la etapa adulta y recuerda que la caries sigue siendo la enfermedad crónica más frecuente en la infancia. Uno de cada tres niños con dientes de leche tiene uno de ellos con caries.

En el marco del Día Mundial de la Salud Bucodental, que se celebra el miércoles, 20 de marzo, el CODES señala que “es fundamental que los padres inculquen en los hijos hábitos de higiene y salud bucodental desde que son muy pequeños, y se conciencien que  los niños deben acudir al dentista desde el primer año de vida”. El CODES añade que, sin embargo, “lo más habitual es que los niños acudan al odontólogo a los cinco años, constatando un alto porcentaje de caries y de patologías pulpares por falta de información y profilaxis”.

Los datos reflejan que entre los 5 y los 6 años, solamente están tratados 2 de cada 10 dientes temporales cariados; y entre los 12 y los 15, entre 3 y 4 dientes permanentes, de cada 10 con caries, no reciben tratamiento. Además, entre el 30 y el 40% de los adolescentes españoles tienen caries, de hecho el  17% de los adolescentes acumulan el 80% del total de caries.

CODES insiste en que “a pesar de los grandes esfuerzos y avances en el campo de la salud oral infantil, aún persisten muchas deficiencias”. La acumulación de patologías dentales en esas etapas es la responsable de dolor, infecciones locales, deterioro en la dentición temporal, problemas de erupción normal en dentición permanente y mayor riesgo de caries en dientes definitivos, al erupcionar rodeados de dientes cariados. A estos problemas hay que sumar los potenciales riesgos sistémicos de una mala salud oral.

Tal y como señalan en el CODES “es necesario involucrar a toda la sociedad -padres, educadores, pediatras y dentistas de la importancia de la salud oral en los más pequeños”.

Medidas para la prevención

La forma más eficaz de evitar una mala salud oral es la prevención. Se recomienda ir a la consulta del dentista a partir del primer año de vida para así detectar caries tempranas y prevenir otras patologías.

Hay que desterrar la creencia de que no hay que tratar las caries en los dientes de leche porque se van a caer, éstas deben ser tratadas porque pueden originar infecciones, provocar la pérdida del diente y crear problemas posteriores. Además, las bacterias de las caries de los dientes de leche pueden afectar a los dientes definitivos, produciendo caries también en estos.

El cepillado es importante, y debe hacerse desde el primer momento que salen los dientes. Es aconsejable usar pasta fluorada al menos dos veces al día y cambiar el cepillo cada tres o cuatro meses.  Es recomendable dejar el biberón a los 12-18 meses, así como el chupete, no manteniéndose más allá de los  tres años.

Además, es fundamental llevar hábitos de dieta saludable, baja en azúcar, sal y grasas y alta en verduras y frutas.

Sin comentarios
Publicar un comentario
Nombre
E-mail
Website